___
MIGUEL BARAHONA
_
ELOGIO DE LIBERTAD
(relato)
___
________________________________________________________________________“Sabes que:
________________________________________________________________________están hablando de revolución.
________________________________________________________________________Suena como un susurro
________________________________________________________________________…mientras están en la fila de la caridad
________________________________________________________________________Llorando en los umbrales…
________________________________________________________________________perdiendo el tiempo en la fila del desempleo
________________________________________________________________________sentados esperando una oportunidad.
________________________________________________________________________Un día la gente se sublevará 
________________________________________________________________________tomará  lo que les pertenece 
________________________________________________________________________…ya sabes, mas te vale correr.
________________________________________________________________________Al final las fábulas ya están cambiando
________________________________________________________________________Hablando de revolución”

  ______________________________________________________________________________________________Tracy Chapman

 
Te acordás de aquel verano del 81 cuando en media cursábamos el segundo de ciclo en media, ese verano fue largo exasperante y sobretodo muy caluroso, aun todavía se apreciaba la efervescencia general en los frentes estudiantiles que había provocado el gane rebelde en la vecina nicaragua.
Por eso Paúl,  y yo nos propusimos a ser diferentes, es decir a iniciar y promocionar un cambio ideológico,  por lo cual comenzamos emplazando  en nosotros mismos y  así emprender  la búsqueda de conocer mas a fondo la situación social  y política de el país, esa realidad  concreta que era desconocida  para nosotros  totalmente. 
Como ves, lo recuerdo todo, fuimos Luis, Yanina Paúl, Alex, Carlos y vos por supuesto, que determinamos crear los círculos de estudio, comenzando aquella propuesta de leer varios libros que se relacionaran con la lucha de clases y por supuesto de revolución, los textos los compró Carlos, después de las colectas, en la librería Guaymuras.
Aun así no entendimos la profundidad de  “El Capital” de Marx  ni  tampoco “El hombre unidimensional” de Hebert.
 Lidia fue lo primero que nos sugirió al unirse al grupo, que optáramos mejor por estudiar libros como “ Las Venas Abiertas”y ¿por qué no? 
 
 
 

“Hacia una teología de la liberación” por contexto compañeros, por contexto de nuestro continente latinoamericano.
El segundo libro que nos decidimos por unanimidad estudiar fue “El Diario” para aplicar los conocimientos tácticos, estratégicos y de lucha.Aqui sí todos cumplimos con la lectura y además nos aplicamos a ser mas convencionales, prácticos y mas puntuales en la reunión de cada fin de semana, donde vivía Carlos, para discutir sobre las lecturas propuestas, él 
 siempre inculcándonos la autocrítica al no responder a intereses y disciplina de grupo.
Bueno, aquellas semanas las dilatamos entre clases, huelgas en el colegio y las reuniones semanales del grupo, en aquel triste sótano de la calle real , ahora pienso que si lo recordás ,  el que estaba a dos cuadras de la escuela de Bellas Artes en el pequeño  cuarto que alquilaba Carlos, carente de toda comodidad ,asfixiante ,claustrofóbico, incómodo ,con  solo aquella mesa que nos servia de escritorio y la cama plegable para  asientos; la humedad era completa por la falta de entrada de rayos solares , pero en fin esta habitación era la adecuada para el fin, lo clandestino y  evitarnos  líos.
 
 
 

Días después, nos reprogramamos para proseguir con nuestras metas y a vos se te ocurrió formar la célula, fue aquí donde resaltaron tus dotes de líder por primera vez; y la aprobación fue conforme ¿le pusimos nombre? No 
recuerdo, lo que si de inmediato comenzamos nuestra segunda etapa de lucha colocándonos mas cerca de la clase obrera (lo mas que pudimos acercarnos, a decir verdad, fue  conversar con los porteros y las señoras del aseo del colegio, para así incitarles a formar el sindicato para luchar por sus derechos y conquistas laborales)  como sabes esto no nos ayudo mucho por la desorganización y además el temor de la gente  a la gran represión militar  que en estos días estaba arreciando con mas fuerza ,por esto la mayoría rehuía hablar de temas políticos e ideológicos .
Nos desilusionamos, después de esta experiencia y precisamente allí, fue que comenzó nuestra tercera etapa de lucha, en aquellos primeros días de abril, si cuando suspendieron las clases adelantándonos al feriado de semana santa, donde los siete y vos nos fuimos a la leona, rehuyendo colectivamente a la invitación de Carlos de ir otra vez a su cuarto.
Allí sentados en las bancas del parque, hablando de revolución, quien lo diría irónico a la sombra de la efigie del ultra conservador Manuel Bonilla, nos pareció que ahora si vale la pena dar un cambio de rumbo, como dijo Paúl, dinamizarnos más, espontáneamente propuso difundir a la ciudadanía en general nuestras ideas de cambio.
 

Yanina, agregó que ya era tiempo, para la etapa final de la actividad de lucha, pasar de la teoría a la práctica, con el accionar de las masas, para salir de la clandestinidad, añadiendo que era la hora de darnos a conocer.
Ya sabes que de alguna manera se debe comenzar, tal como sucedió allá en la isla caribeña en plena sierra maestra, una pequeña chispa para que el movimiento de liberación se hiciera incontenible… 
No se si fuiste vos, a quien se le ocurrió formar el comité de lucha, autoproclamándote comandante y por ser miembro cofundador me nombraste secretario…a Yani se le dio el cargo de coordinadora del comité de acción…eso creo.
El jueves siguiente al volvernos a encontrar en la reunión ,cada quien llevaba su proyecto ,exponiéndola al comité en pleno y a medida  que intercambiamos impresiones, Paúl con su forma de decir las cosas ,te aseguro que nos convenció de poner nombre a nuestra organización , vos propusiste “Comando de Acción Revolucionaria ” pero como las siglas sonaban como automóvil en ingles y muy genérico, de inmediato lo desechamos , aunque no perdonaste por varias semanas mi falta de apoyo a tu propuesta, aun estando en deuda con vos por mi nombramiento de secretario general.
 

Al fin ganó Luis con su FPL “frente popular de liberación”un nombre con sabor a transformación y esto era pensándolo para ser la piedra angular en el futuro revolucionario próximo, que ya estamos avizorando.
Especialmente vos, por interés de lucha, nos propusiste hacer nuestra primera acción, te juro que no estaba mal, aquello de compra sprays rojos y negros para ir hacer pintadas en las paredes exteriores del ministerio de 
educación y en la planta baja del edificio del congreso nacional, una para darnos a conocer a nivel de los colegios de secundaria y la otra para demostrar nuestra capacidad y sobretodo salir del anonimato.
Te digo, la idea no dio su fruto por que era muy fácil, y el primer golpe debería ser fuerte, yo se que Carlos no lo aceptó por que las pintadas siempre se hacían en las manifestaciones de la semana del estudiante y no 
sólo en unas cuantas paredcitas del ministerio de educación, sino en todas partes de los edificios de la primera y segunda avenida y hasta en las paredes laterales adyacentes de la casa presidencial.
La propuesta de Lidia, lo de las hojas volantes con proclamas de libertad democracia y revolución tenia más peso por que así se puede llegar a la masa   popular.
Además ella nos dice que era de esperar un resultado de inmediato pero el problema, el gran problema era que los volantes se tenían que editar miles y la única complicación ¿Cómo imprimirlos sin tener la plata para pagar?

Sencillo la idea no prosperó de entrada, hasta después, aquel lunes por la tarde en pleno recreo, que nuestra conversaciones no eran tan privadas por el bullicio de los compañeros del colegio, a alguien se le ocurrió lo del recupere del mimeógrafo si, fue a Luis ¿verdad? Y el proyecto tenía para más.
Captas, lo de la operación nos llevo mas de tres semanas, bueno en realidad fue hasta la última semana de abril que de pronto todo tenía
 una idea mas clara, con Carlos y  Lidia, porque el asunto del recupere nos lo dieron hasta con la dirección completa con todo los insumos de stenciles, tinta y el papel.  Sí , la del colegio de monjas  que esta en el  Barrio Guanacaste ¿el nombre? creo que Luis Landa o Alfonso XIII, también imaginate que podíamos imprimir los volantes en dos días y tenerlos listos para repartirlos en la manifestación del primero de mayo, que más publicidad y a tiempo, llegando a los sectores fuertes de la clase obrera y sindical , todo estaba pensado muy bien, ya ellos  habían indagado la zona,  además de dedicarse  tres tardes  a observar el movimiento  de personas allí adentro del local desde la acera opuesta , confirmando  que era un lugar indicado para realizar la  acción.
Ya para el miércoles, nos concentramos en lo del operativo desde la logística y estrategias, el viernes   todo listo y para nosotros la intranquilidad y la impaciencia se hicieron infinitas, provisionales.
 

Ese día pasada las 7,salimos del cuarto de la   calle real, retrasados por esperarte ,al final  nunca llegaste, (jamás me explicaste el por que de tu ausencia ,cuando más  te necesitamos ,bien sabías que lo importante  que estuvieras allí,  vos como comandante , hasta hoy , con todos estos años lo entiendo) pero  a pesar de la situación  ,sin líder ,seguimos adelante ,no podíamos dilatar un día mas la operación.
Un taxista simpatizante primo de Luis, nos trasladó   cerca del Guanacaste. Antes de salir del cuarto de Carlos, nos dimos la tarea de hacer un repase de los planes, revisar si las herramientas están completas. Es difícil, ya lo sabes, si algo se queda olvidado. 
En el camino todo estamos callados, tal vez para no pensar que iba a pasar si nuestro propósito, no salía bien de acuerdo a los planes, de vez en cuando Lidia me miraba como para decirme que no me preocupara.
En realidad la distancia de donde nos dejo el taxi no eran más de cinco cuadras hasta llegar al puente centenario. Allí estaban ya impacientes esperando Yanina y Alex, este nos dice que estamos retrasados enseñando la hora que indica su reloj.
Todo marcha bien sin contratiempos.  Ya para las 8 estamos en el callejón a un extremo del edificio de las monjas, nos separamos, Lidia se quedó
 en la esquina para darnos el campanazo; por si acaso.
 

Yanina se fue mí, Luis y Carlos se quedaron bloqueando el acceso y Paúl cargando las cuerdas detrás de nosotros.
Ingresé por aquella ventana, después de abrirla forzada con la barra, solo yo pude entrar por aquella estrecha abertura después de un salto adentro, rogando a Dios no fracturarme en la caída ya en el interior de la habitación, donde un silencio espeso acompañando la oscuridad me hacían sentir estancado, bien por Lidia que se le ocurrió a ultima hora traer la 
linterna, aunque la bujía proyectaba una luz muy débil que no iluminaba todo, pero por lo menos podía ver algo.
Tropecé con unas latas de tinta, también llevando de encuentro una pilada de hojas de papel, quedando regadas en todo el piso. Y así mientras me adapto a la semioscuridad, escucho que Yani susurra desde afuera algo como de prisa o el tiempo se acaba, no le alcanzo a escuchar bien ni una tan sola palabra, mientras palpaba las paredes para adaptarme al ambiente de penumbra, procurando dar con el bendito mimeógrafo.
Esos cinco minutos pasaron tan lentos, como transcurren todos estos veinte años aquí.
Después que de pronto alguien enciende la luz del cuarto iluminándolo todo con una claridad que me deja enceguecido...así es cuando sentís que el mundo pasa a través de tus ojos con imágenes de toda tu vida, como si fuera una película cinematográfica.
No puede ser; la realidad esta de   vuelta de un sólo golpe y sabés que el conjunto ya tiene su significado, por que has llegado al punto sin retorno y eso lo digo por vos, por el FPL y por nosotros, todo lo que planeamos febrilmente meses atrás de aquel verano se diluye rápidamente, como también mi vida que da un giro con solo una fracción de segundo, así todo de esta forma lo resumieron los periódicos al día siguiente “atrapados in fraganti, estudiantes de secundaria, robándose equipo de impresión. Serán condenados a varios años de cárcel.”
 
 

  • Otras muestras de la obra de Miguel Barahona:
  • _
    __
    Regrese a la página inicial de MIGUEL BARAHONA
    __
    _
    Diseño web - Copyright © 2005-2010_Asociación Canadiense de Hispanistas
    Texto - Copyright © 2010_Miguel Barahona._Todos los derechos reservados
     
    Página puesta al día por_Felipe Quetzalcoatl Quintanilla_el 18 de febrero de 2010
    _
    _
    _
    Número de visitantes* desde el 1 de junio de 2009:

    myspace counters
    __
    **Visitas a cualquier página de http://fis.ucalgary.ca/ACH (ACH,  RCEH y RC)
    _