_
_MARTA DE ARÉVALO
_
Comentarios críticos sobre
Ojo de leopardo. Edición de Letras Femeninas (Uruguay- USA) 1981. Premio del Ministerio de Educación y Cultura 1981; segundo premio de la Intendencia Municipal de Montevideo 1981-82. La Segunda edición (especial de B.L.A.N.C.O), 1998

 

_

Rubinstein Moreira (poeta y profesor, 1943-1995). El Diario Español, Montevideo, 16 de octubre de 1981. Este artículo se constituyó en el prólogo de la primera edición
_
Marta de Arévalo que publica bajo el nombre literario de Isis, nos dice en unos versos de su_Romance Americano:_"Voy mirando el infinito/ con pupila sin mirar / Estoy muerta de hace tiempo/ viviendo en mi ser total/ Hablo los nombres dormidos/ nombrando mi identidad". Y en efecto, en este identificarse sin identificarse está el secreto de esta mujer-poeta. Es que conoce, quizás, la identidad del lirio.
_
Ha editado_Romances de la villa_y_Romances orientales;_este último, sobre todo, le ha merecido especial atención de la crítica especializada. Asimismo su obra integra antologías hispanoamericanas y se difunde asiduamente a través de revistas y periódicos. Ahora nos alcanza dos nuevas muestras de su quehacer lírico: Monólogo de sal y_Ojo de leopardo,_ambas muestras en una misma intensidad de espíritu y cuyo tema central es el Hombre enfrentado a los avatares de la angustia. La poesía de Marta de Arévalo colinda casi siempre con lo metafísico. Tiene una fuerza interior por momentos avasallante y ciega. Jamás obedece la razón porque asiste a la  “ conjuración de potros y volcanes y el corazón azul de alguna estrella  “. Su canto parece venido de extrañas sementeras donde se practican mágicos rituales. Es la magia del verso que le asiste.
_
Monólogo de sal es una especie de Apocalipsis laico de donde quedará tan sólo - para el último día - "el esqueleto de una rosa" o "un volcán incendiando silencios". Es el Apocalipsis del "fuego, la sal y el trigo". También el de las "citas no cumplidas". Porque el poeta sabe, con Marcel Raymond, que la misión de la poesía consiste en abrir una ventana a ese otro mundo, que es de hecho el nuestro, en permitir al YO que escape a sus límites y se dilate hasta lo infinito.
_
_
_
Profesor Juan C. Urta Melián (Director del Instituto Nacional de Libro hasta 1985). Revista Encuentro, Montevideo, marzo de 1982. Fragmento de su discurso en la presentación del libro; este artículo pasaría a ser el prólogo de la segunda edición (edición especial de B.L.A.N.C.O. 1998)
_
En un momento de total desconcierto poético, dentro de un panorama absolutamente caótico en el que pueden notarse movimientos pendulares que recorren todas las variaciones imaginables entre los extremos opuestos: por un lado, de la ingenuidad literaria y, por otro lado, de la creación jeroglífica, o, utilizando otra óptica, se columpian entre la noñez más infantil y el más repulsivo mal gusto, la edición de un libro realmente valioso, portador de un auténtico y entrañable lirismo, debe despertar en la crítica el deseo de comentarlo ampliamente.
_
Esta reflexión está motivada por la aparición, en el mes de noviembre próximo pasado, del último libro de poemas publicado por Isis, nombre literario de Marta de Arévalo, con el título de_Ojo de leopardo.
_
Si bien la trayectoria de la poetisa ya estaba respaldada por publicaciones anteriores (Romances de la villa, 1975,_y_Romances orientales, 1976)  y una extensa difusión de poemas a través de órganos periodísticos nacionales y extranjeros, este libro que hoy nos ocupa, señala, en una gráfica imaginaria, el triunfal sobresalto de una vertical ascendente. Pensamos que los artistas tienen algo de acróbatas, es decir, que nos deleitan con la elegancia de su trabajo en el trapecio, pero de pronto, nos angustian con un riesgoso salto mortal. Y este de_Ojo de leopardo_es un salto mortal limpiamente ejecutado y con desenlace feliz. La poetisa ha caído de pie, pero después de recorrer, milagrosamente suspendida en el aire, los círculos escalofriantes del amor y de la muerte. Porque Marta de Arévalo se interna en este libro, decididamente, en los temas clásicos de la Poesía Mayor.
_
¿Cuál será el secreto impulso de su inspiración: musa, ángel o duende? Siguiendo a García Lorca en su Teoría y juego del duende recordemos que “ángel y musa viene de fuera; el ángel da luces y la musa da formas.  En cambio al duende hay que despertarlo en las últimas habitaciones de la sangre.”  Si aceptamos este enfoque lorquiano de la gracia poética, es indudable que_Ojo de leopardo_es un libro con duende y que, además, respeta en todos sus términos, la fórmula de la verdadera obra de arte: sobre base sensible, tarea inteligente. Es decir, que la misma debe tener, simultáneamente, valor testimonial y valor artístico. Y esto es así porque el fatalismo  de la alternativa es inevitable: si a la creación artística le falta la base sensible se transformará en una simple entelequia deshumanizada, pero si le falta la tarea lúcida podrá valer como testimonio, pero nunca será una obra de arte.
_
El libro, del que daremos una breve visión panorámica, se divide en tres partes fácilmente discriminables.
_
La primera, titulada Monólogo de sal, abarca doce poemas breves, aunque, quizá, por la unidad temática y estilística fuese más correcto hablar de un largo poema dividido en doce tiempos.
_
Las primeras estrofas ya nos están dando el clima poético: “Tiempo absurdo / Se ha muerto un cisne / en un país de fuego /  y una rosa invisible / rindió su último pétalo./ Me inclino sola / a la luz del desencanto / sabiendo claramente/  el sabor ácido del llanto”.
_
Como puede verse claramente, la poetisa nos introduce con precisión en un mundo depresivo en el que se ha consumado la muerte del amor. Pero en la segunda parte del libro, en_Ojo de leopardo_ese sentimiento va a renacer impetuosamente aunque estigmatizado por claros signos conflictuales. Pero, de cualquier manera, el movimiento descendente hacia un hemisferio de angustia,  acusado en la primera parte,  se va a transformar en la segunda en un inequívoco impulso ascendente hacia un hemisferio de esperanza. Y el ecuador vital que los relaciona va a ser, precisamente, el amor; un amor agónico que va de la vida a la muerte y de la muerte a la vida. 
_
Estamos, sin ninguna duda, en presencia de una  poesía erótica, pero con una salvedad que consideramos importante: se trata de un erotismo que trasciende la anécdota, para culminar universalizado en una especie de cosmogonía del amor. La primera estrofa de “Esa soy”, poema que integra la tercera parte del libro, nos parece un ejemplo representativo de lo que acabamos de manifestar: “Yo naceré entre tus brazos nuevamente casta./ Con un largo suspiro me han de gemir tus labios, / otra vez Eva florida, en noche sin distancia”.
_
Y aquí convienen insistir en la teoría del duende, es decir, dimensionar el impulso poético que tiene su origen y sostén raigal, como dice García Lorca, “en las últimas habitaciones de la sangre”. Se trata de una poesía vital, con garra, con fuerza expresiva y casi diríamos estructurada en ritmos wagnerianos.
_
Pero todo esto que tiene relación con la sustancia literaria debe ser complementado con algunas breves referencias a los valores formales o estilísticos. En tal sentido anotamos algunas características dignas de ser destacadas.
_
En primer lugar, detectamos, en muchos pasajes del libro, expresiones verbales que constituyen auténticos hallazgos por su fuerza y resonancia poéticas: “ Voy forastera de mi / por senda ”  etc; o sentir el viento que “asola mi mar azul con vendaval de besos ” y para cerrar la enumeración, poder elaborar con tanta precisión esta síntesis tan elocuente: “Te abro la honda herida que no cierra nadie / y en mi propio filo muero al desangrarte”.
_
Otro aspecto a considerar es el acierto expresivo en la adjetivación adecuada y sugerente: “atléticos deseos “, “ azules harapientos “, etc.
_
Y por último, un recurso estilístico cuya utilización reiterada se nota sobre todo en los poemas breves de Monólogo de sal y consiste en cerrar el desarrollo de los mismos, con una síntesis final muy concreta, de uno o dos versos, que oficia de agudo sostenido o de rayo luminoso persistente. Como ejemplo podría bastar el cierre del poema lll: “Y tengo solamente/ el esqueleto de una rosa”.
_
Con respecto a la tercera parte del libro, ella está constituida por varios poemas, individualizados por sus respectivos títulos, y entre los que recordamos como puntos álgidos: “Esa soy”, “Soy como una espada”, “Frente a frente” y “Con Dios y tú”, composición esta última de persistente ritmo, sostenido en pareados asonantados.
_
En conclusión, podemos afirmar que estamos  en presencia de un testimonio importante en la trayectoria de la autora y que se proyecta, además, con incuestionable valor en el actual panorama de la lírica nacional. 
_
_
_
Periódico Negocios, 17 de noviembre de 1981, p. 5

El día 23-XI-81, en el teatro del Centro, fue presentado el libro_Ojo de leopardo,_con el auspicio de la Asociación de Literatura Femenina Hispánica.
_
Ese volumen  poético prueba la noble inspiración de la autora, la escritora Marta de Arévalo (Isis). así lo señala quien prologa esa  valiosa obra, EL Prof. Rubinstein Moreira.
De igual manera lo destaca  autoridad indiscutible, el Prof. Juan Carlos Urta Melián, Director del Instituto Nacional del  Libro, con quien dialogó la autora, la cual recitó algunos poemas del volumen.
_
Fue un acto acorde a las cualidades literarias de una creadora de singulares méritos, cuya personalidad integra honrosamente la nómina de las actuales poetisas del Uruguay.”

_
_
_
Luis Eduardo Pérez Pereira (profesor). Periódico Los Principios, San José, Uruguay, 22 de diciembre de 1981
_
Lo he leído con verdadero arrobamiento estético. Por su fondo, forma y posición gráfica de las estrofas que tienen magia y duende, atrae y conmueve. Es poesía que penetra el alma del lector, se le adhiere y se le adentra. De la que perdura, en consecuencia, en el tiempo. Su metafísica nos habla del hombre enfrentado al Amor y la Muerte, en una tremenda lucha con sus fuerzas posesivas. Merecen particular distinción también el logradísimo prólogo por su exhaustiva crítica y concisión; conjuntamente con la ilustración de carátula por su expresividad alegórica. La felicito por éste, que preconizo perdurable éxito.
_
_
_
Solveig Ibáñez Iglesias. Periódico Los Principios, San José, Uruguay, 22 de febrero de 1983
_
Ubicada en su época como poeta de vanguardia, Isis nos revela un universo lírico íntimo y polifacético, manantial ígneo y fresco, sentencial y hondo. Selectivamente sensual, dúctil y aguerrida poeta; la del flamante entorno donde señorea el pabellón de la audacia y el suspiro.
_
Mujer hecha de llama y pétalo, de donde fluye el hacer poético como un volcán y un océano de verdades desnudas y punzantes. De su libro_Ojo de leopardo_y entre todos sus bellos poemas, algunas palabras sobre aquel que la autora intitula: "Soy como una espada". Me cautivó la perfección creadora, la firmeza de inspiración y la trascendencia ontológica que se desprende de sus graves vibraciones humanas. Vibraciones que acceden al plano conceptual de las convicciones morales y que desnudan el alma femenina, mediante un simbolismo mesurado y perfecto.
_
_
_
Demetrio Souza (poeta). Diario La idea nueva, Durazno, Uruguay, 26 de febrero de 1982
_
Grato y revelador libro. Desde  su título a su contenido_Ojo de leopardo_parece gravitar inmensamente  en el largo y honroso currículo de la brillante orfebre del verso, cuyos triunfos internacionales han sabido poner en alto los prestigios de las letras orientales. También, claro, de las Letras Femeninas que   en este hermoso volumen, Isis editara sus limpios, claros y auténticos poemas.
_
Por eso lo de “La poeta de Villa Colón” viene a corroborar el alto concepto que teníamos de su obra. 
_
_
_
María Teresa Terevinto. Garcín, Revista de Cultura, Montevideo  marzo/octubre de 1982
_
Isis reúne en sí las condiciones del lírico por excelencia. Canta, por tanto, al sentimiento máximo, al AMOR. La “vemos”  en medio del mar de la pena. Tal es su capacidad de irradiar su sentir que cuando sabemos de su angustia, su llanto casi nos moja la piel. Seguimos su mezcla de dolor-soledad, sus desencuentros con el ser amado, su desaliento al tener que representar el rol de espectadora en el juego del amor. Estamos ante el supremo desgarramiento cuando se siente tan sola en situación  de desfasaje consigo misma y, más tarde, cuando desea morir por no poder complementar al amado. Su sufrimiento es gradual: pasa por no tener paz (por influjo de los recuerdos del pasado feliz en relación con el presente en soledad) a deber aceptar que el amor ha muerto. En versos siguientes se rehace  y replantea su amor diciendo que es infinito. Pero el ciclo de la vida continuará y es necesario adaptarse, abandona ese amor, pero sólo por la obligación moral que se le presenta. 
_
Ojo de leopardo_es su logro mayor, por la claridad y el apasionamiento con que expresa el sentir de la autora.
_
_
_
Sylvia Puentes de Oyernard. Diario El País, Montevideo, 9 de abril de 1982. Nota  transcripta por el periódico Los Principios el 9 de abril de 1983

Hablar de isis, Marta de Arévalo, es mencionar una extensa y activa trayectoria literaria que comienza manifestarse en la década de los setenta hasta nuestros días. Narrativa, adaptaciones teatrales, poemas, no son ajenos a los lauros que se multiplican dentro y fuera de fronteras. Microsurcos con canciones (letras) de su autoría, manifestaciones artísticas en distintos círculos, esfuerzo, estudio, y por supuesto, imaginación. Tiene  obra para niños y para adultos, y es la última la que nos ha convocado, Su último poemario recientemente laureado por el Ministerio de Educación y Cultura pro la producción literaria de 1981.
_
En el año de referencia, en el teatro del Centro, la Asociación de Literatura Femenina Hispánica  se sintió orgullosa de auspiciar la presentación de “Ojo de Leopardo” a través de la palabra  erudita y cálida del Director del  Instituto Nacional del Libro,  don Juan Urta Melián, quien elogió largamente dicho libro.
_
Isis es una de las primeras socias de nuestra institución, por lo que su quehacer se ha visto reflejado en las páginas de Letras Femeninas, nuestra revista semestral que se edita en Estados Unidos,  donde ya se ha dado a conocer también este libro  que nos parece verdaderamente importante en la poética nacional, de reconocida proyección continental.
_
En_Ojo de leopardo_surgen duendes y serpientes que conjuran a través  de la palabra, la milenaria cruz de la existencia y la perdurabilidad del acto creativo. Isis va al encuentro de sus pulsos más íntimos y en los dédalos del pensamiento anuda  todo el tiempo que su fuego busca y resuena en su voz.
_
Hay júbilo de  versos que devoran sílabas y paladean el largo sonido de su canto.
_
Personal y desafiante, la poetisa se yergue sobre el “poder de la palabra” y estamos seguras que “liras y lunas” le fueron propicias.

_
_
_
Jerónimo Castillo (escritor, fragmento de carta). San Luis, Argentina, 11 de mayo de 1982
_
Desde tu libro, me miras a través de ese rostro que no sé por qué lo han realizado estilizando el tuyo, conforme puedo ver en la foto interior. No solamente me mira el ojo de tu libro, también me miran tus versos, esos versos enigmáticos del principio, donde justificas un nombre y nadie deberá  pedirte explicaciones por ese monólogo. Luego viene la Isis, vaso comunicante entre las palpitaciones del arte y la siempre renovada esencia de mujer. La Isis de un tiempo romancera, decidora, pintaora de la plástica del pensamiento, pero que esta vez  ha decidido asumir  su doble condición de mujer y de artista, conjugando un poemario terrible, descarnado y a la vez lleno de la dulzura que solamente una artista de tu talla ha podido infundirle a esos versos autobiográficos, valientes solamente una artista de tu talla ha podido infundirle a esos versos y llenos de sensualidad.
_
_
_
Delia de Horta de Merello (vicepresidente del ATENEO de Montevideo). Periódico Los Principios, San José, Uruguay, 8 de junio de 1982
_
Con prólogo del talentoso escritor Rubinstein Moreira, Isis está dando a conocer_Ojo de leopardo._Algunos de los poemas que integran esta edición, figuran en el volumen Letras Femeninas de América, perteneciente a la Asociación de Literatura Femenina Hispánica. Muy bien presentado el libro, posee una acertada carátula de Gladys Afamado. Hasta ahora Isis nos había ofrecido Romances, el actual (libro) es muy distinto por cierto. En la presentación de la obra que hoy nos ocupa, efectuada en el Teatro del Centro, Juan Carlos Urta Melián, nos había ubicado en la temática de Monólogo de sal y_Ojo de leopardo._Pero ahora empapadas más íntimamente de su decir, nos deleitamos profundamente con su poesía que deja un profundo sabor - a veces - y otras, una inquietante interrogante. Desafiante, como dice Sylvia Puentes de Oyenard, tremendamente sincera y valiente, expreso yo. Medular, socavando sentimientos, es raíz y cielo, cielo y paloma. Me siento identificada con la expresión: "Pero duele / ser siempre / prudentemente cuerdo / con un volcán / incendiando silencios", que me recuerda una frase usada por mí en un poema: "seguir, seguir así decorosas, formales / y llevar en lo hondo disimulada antorcha".
_
Muy personal, todo parece rigurosamente ordenado, todo bien puntualizado, para que queden en claro, lo que siente y lo que piensa, sus vibraciones intensas, su serpiente y su rutilante fuego. Enérgica y  segura en sus manifestaciones poéticas. Es un libro que apasiona, que atrapa, por su avasallante decir. Poemas tan bien logrados merecen por supuesto un lugar de destaque en la literatura nacional. Es que gustan.  La autora no desdeña darle ese toque personal impregnado de su apasionante vida interior. Entonces el lector, se siente envuelto en una mezcla alucinante de realidad y fantasía.
_
Estamos enteradas de que Isis ha recibido muchos halagos por su_Ojo de leopardo._Hoy acercamos nuestra palabra henchida de satisfacción, por una compatriota que triunfa y que tan joven, va a seguir cosechando lauros en su quehacer intelectual.
_
_
_
Antonio González-Guerrero (España, 1954-2005). Fragmento de artículo aparecido en La Lealtad, Quilmes, Argentina, 15 de agosto de 1983); en la revista Aquiana, León, España. 30 de septiembre de 1983); y en el periódico La Religión, Caracas, Venezuela, 6 de noviembre de 1983
_
 ... donde la lozanía y la elegancia forman un todo único y plural en la búsqueda constante de la imagen lírica que, retoña, tan real como bella, en el seno de un lenguaje conciso y directo, donde la retórica desaparece para dejar expedita la recta del diálogo. En efecto, OJO DE LEOPARDO es un diálogo ininterrumpido del lector consigo mismo, ante la atenta mirada de la autora, un reencuentro esperado y siempre revivido con el numen sagrado del mensaje, una comunión de la poesía con el verso libre, un enjambre de figuras vespertinas apiñadas en torno a un mieloso panal de soledades, a través de las cuales el hombre regresa a sus fuentes divinas por la senda de la reflexión, la generosidad, y la conciencia existencial de que todos somos náufragos...
_
_
_
Jaime Choque (poeta). Diario Última Hora (Letras y Artes), La Paz, Bolivia, 25 de abril de 1999
_
Cuando enfocamos la poética boliviana o la poética uruguaya, implícitamente, estamos inmersos en la poética latinoamericana, que implica estar en la variedad y al mismo tiempo en la unidad constructiva.
_
Toda auténtica poesía vibra en su atmósfera vital de trascendente belleza. Lo evidente, que no hay palabras para explicar en su justa dimensión este fenómeno subyugante denominado poesía.
_
Con este preámbulo obligado trataremos de comentar el poemario de la poetisa uruguaya Marta de Arévalo, autora de veintiocho libros (poesía, cuentos, canciones, teatro y ensayo breve), quien en su larga y brillante carrera ha merecido treinta lauros literarios, tanto nacional como internacionales.
_
Obviamente,_Ojo de leopardo_no en vano luce diecisiete años de historia. La primera edición fue en 1981 y esta segunda en 1998, con aditamento de cinco poemas.
Para tener una idea acerca de la primera edición, transcribimos  un fragmento de “Monólogo de sal”: “Tiempo absurdo/ ha muerto un cisne/ en un país de fuego / y una rosa imposible/ rindió su último pétalo.//Me inclino sola / a la luz del desencanto / sabiendo cabalmente / el sabor ácido del llanto.” El lector que desee gustar su contenido se sentirá deslumbrado por la magia del fuego poético.
_
... En el agregado de los poemas de la segunda edición, indudablemente, hay madurez y evolución, nos referimos mayormente a su fondo. El siguiente fragmento de “Soy tu Mujer” podría corroborar lo dicho: “He vuelto de la muerte para habitar contigo./ rechacé los planetas para aceptar tu lecho / y ayuné siglo y siglo / para comer tu trigo, / No he probado manantial ni mitigue mi sed / para beber en tu labio el zumo de tu vino.”
_
Para el deleite de nuestros amigos, los lectores, presentamos el poema "Soy como una espada":
Soy como una espada
briosa y bien pulsada.
Asolo doblemente tu alma y tu carne
en guerra de amor que no atestigua nadie.

Soy como una espada
flexible y templada.
Vibro en la caricia, cimbro en el desaire,
no me parto al beso ni me rindo al hambre.

Soy como una espada
pura y desvainada.
Te abro la honda herida que no cierra nadie
y en mi propio filo muero al desangrarte.

_
_Otros comentarios
  • Rafael Sánchez (argentino). Diario Los Principios, San José, Uruguay, 7 de junio de 1983 
  • Revista Azor XXXV (julio-agosto de 1982). Barcelona, España: Ediciones Rondas
  • Diario La Mañana, Montevideo, Uruguay, 21 de junio de 1982. Fotos y noticia de conferencia de la autora sobre el libro en los salones el Club Uruguay, invitada por la Embajada de Mujeres de América
  • Luis Mario (poeta y profesor cubano). Diario de las Américas, Miami, EE UU, 2 de abril de 1999 (sobre la segunda edición)
_
_

_
_
__
Regrese a la página inicial de MARTA DE ARÉVALO
__
_
Diseño web - Copyright © 2005-2010_Asociación Canadiense de Hispanistas
Texto - Copyright © 2010_Marta de Arévalo._Todos los derechos reservados
 
Página puesta al día por_Felipe Quetzalcoatl Quintanilla_el 8 de marzo de 2010
_
_
_
Número de visitantes* desde el 1 de junio de 2009:

myspace counters
__
**Visitas a cualquier página de http://fis.ucalgary.ca/ACH (ACH,  RCEH y RC)
_